Caos en Transmilenio por aglomeraciones durante tercer día de cuarentena

En varios portales y estaciones de Transmilenio se registraron aglomeraciones debido al alto flujo de usuarios que salió a trabajar, sin tener en cuenta que aún continuaba la cuarentena estricta en la ciudad.

La semana anterior Transmilenio informó que este lunes el sistema iba a funcionar en horario del domingo. Sin embargo, la falta de rutas disponibles originó los inconvenientes en el sistema masivo.

Al final de la tarde el panorama no cambió, las aglomeraciones persistieron en buses y estaciones, generando un riesgo de contagio del Covid-19.

El Distrito responsabiliza a las empresas

A través de su cuenta en Twitter, la alcaldesa Claudia López señaló a los empresarios por obligar a sus empleados a trabajar, generando un riesgo para la salud.

“Hoy se evidencia gran incumplimiento de la cuarentena por parte de empresas que obligan a ciudadanos a ir a trabajar, arriesgando su salud y la de toda la ciudad. TransMilenio tuvo la misma flota que en cuarentenas anteriores pero el incumplimiento fue mucho mayor”, manifestó la mandataria.

El Secretario de Gobierno, Luis Ernesto Gómez invitó a los ciudadanos a denunciar a los empleadores que los obligaron a ir a trabajar, a través del correo denuncias@gobiernobogota.gov.co.

Gómez señaló que ya se han recibido varios comentarios y sugerencias por parte de ciudadanos quienes aparentemente trabajan en empresas que no estaban habilitadas para funcionar en la ciudad.

Para Felipe Ramírez, Gerente de Transmilenio hoy se movilizó el doble de pasajeros a comparación del 20 de abril del año pasado, cuando la ciudad enfrentaba la primera cuarentena por Covid-19.

La entidad despachó 130 buses adicionales para atender la demanda de pasajeros. Sin embargo, no habría sido suficiente para movilizar a los pasajeros en horas de la tarde.

Descontento en el Concejo de Bogotá

Desde el concejo cuestionaron las acciones del Distrito por la situación ocurrida en la mañana de este lunes.

Carlos Fernando Galán, del partido Bogotá para la Gente, cuestionó la posición de la alcaldesa al culpar a los empresarios y lavándose las manos para echarle la culpa a alguien más de la problemática que tiene la ciudad. Sentenció que muchas empresas no aguantan más los cierres de sus establecimientos.

Heidy Sánchez, concejal de Bogotá Humana: Las aglomeraciones en Transmilenio dan cuenta de las nulas garantías que tienen los ciudadanos para poderse quedar en sus casas. No se sabe cómo los trabajadores informales van a denunciar de acuerdo al llamado del Distrito, mientras que las empresas pequeñas y medianas han tenido que endeudarse con los bancos para sobrevivir, viéndose obligadas a funcionar para poder subsistir.

Celio Nieves, concejal del Polo Democrático, manifestó que hay desobediencia civil camuflada de los empresarios que orientan a sus trabajadores a su lugar de desempeño, pero hay una desobediencia civil de ciudadanos que salen a buscar su sustento diario. Cuestionó la falta de previsión de Transmilenio para evaluar el comportamiento ciudadano durante la cuarentena.

Papo Amin, concejal del Centro Democratico, afirmó que la gente tiene que producir para poder conseguir el sustento día a día y la alcaldesa que vive avalando marchas y fiestas de las hinchadas de fútbol, en medio de su desconexión sale a buscar culpables y nuevamente la emprende contra los empresarios sin tener alguna prueba.

Según el Distrito durante el fin de semana se redujo en un 53% el uso de Transmilenio, en comparación con la operación de hace tres semanas. Este lunes el uso del sistema bajó a un 42% respecto a un lunes sin cuarentena estricta.

Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete a nuestro boletín