Controversia: Hasta los más cercanos a la alcaldesa rechazaron sus declaraciones contra migrantes venezolanos

El asesinato el miércoles de un agente de la policía a manos de un delincuente venezolano en el norte de Bogotá provocó, además del total rechazo de la sociedad bogotana por el acto criminal, un nuevo episodio en el que la alcaldesa Claudia López renovó sus sindicaciones contra los migrantes de ese país de ser protagonistas constantes de hechos violentos con asesinatos de personas y la inmediata reacción de amplios círculos de la sociedad tildando de xenófobas sus declaraciones.

Durante el homenaje al patrullero de la Policía Edwin Caro la alcaldesa Claudia López afirmó que » No es la primera vez que tenemos actos violentos de migrantes venezolanos. Primero asesinan y luego roban». A renglón seguido y dirigiéndose al gobierno nacional manifestó que » Necesitamos garantías para los colombianos, respeto las políticas del gobierno nacional, pero los colombianos también tiene garantías».

En su reacción no dudó en afirmar que «“Bogotá es la ciudad más afectada, no se puede permitir que se aprovechen de la solidaridad de Colombia y que sigamos teniendo estos actos violentos por parte de los migrantes venezolanos, que ya han cobrado la vida de varios ciudadanos”.

No es la primera vez que Claudia López arremete contra los migrantes venezolanos. En octubre del año pasado señaló que hay venezolanos «que le están haciendo la vida a cuadritos a los bogotanos». Y fue cuando escribió en su cuenta de Twitter: “La Ley colombiana prevé la deportación de quienes cometen delitos en Colombia. Esa Ley no es xenófoba, es lógica. Pedir que se aplique tampoco es xenofobia, es usar herramientas legales que tenemos para garantizar seguridad, convivencia y justicia a todos”.

A pesar de haber precisado que no pretendía generar xenofobia con sus afirmaciones, a la alcaldesa le llovieron duras críticas de diversos sectores que calificaron de claramente discriminatorias y peligrosas sus declaraciones.

Desde el concejo piden a alcaldesa rectificar sus afirmaciones sobre migrantes venezolanos

Heidy Sanchez, concejal de Bogotá Humana: La alcaldesa debe dar una batalla directa contra la inseguridad y la criminalidad, no atizar la xenofobia en la ciudadanía y la fuerza pública. Y preguntó: ¿Cuál es su objetivo? Librarse de responsabilidades, pasarle la pelota a la Nación y decir que lo que la gente quiere escuchar.

Lucía Bastidas, concejal del Partido Verde: Afirmó que las declaraciones de la alcaldesa se constituían en un acto desesperado por subir en las encuestas, intentando congraciarse con quienes con un sector de la ciudad. Calificó de desafortunadas las afirmaciones de la mandataria y aseguró que violan los derechos humanos de los ciudadanos ya sean nacionales o extranjeros.

Diego Cancino, concejal del Partido Verde: Afirmó que no se debe estigmatizar a ninguna persona de la nacionalidad que sea, ya que genera exclusión de los migrantes. Añadió que los colombianos deben ser solidarios con los venezolanos, tal como ocurrió hace varias décadas, cuando los venezolanos ayudaron a los connacionales que llegaban al vecino país. Cancino no dudó en rechazar tajantemente las declaraciones estigmatizantes de la alcaldesa y consideró que excluyen, violentan y expresan una actitud xenófoba.

Martín Rivera, concejal también del mismo partido de la alcaldesa López , manifestó que el discurso xenófobo esconde una mala política de seguridad en la ciudad. En su cuenta de Twitter, Rivera fue más allá y escribió: ¡No Alcaldesa, no se pueden disfrazar las fallas en la política de seguridad con argumentos xenófobos! La fácil siempre será distraer el problema de fondo dándole contentillo a algunos sectores. No es por ahí.

Carlos Fernando Galán, del partido Bogotá para la Gente, afirmó que el discurso de xenofobia de la alcaldesa Claudia López no representa a Bogotá, por ello no se puede permitir que continúe esa estrategia para evadir su responsabilidad en la política de seguridad que ha fracasado en la ciudad.

Al final de la tarde se conoció una carta suscrita por 24 Concejales de diferentes bancadas, en la que le piden a la alcaldesa Claudia López rectificar y asumir una actitud distinta frente a los migrantes, en la que todos jueguen un papel determinante en la lucha contra la discriminación y la xenofobia.

Incluso Sergio Fajardo, hombre muy cercano a la alcaldesa López se apartó de sus declaraciones y en su cuenta de Twitter escribió: Así como he resaltado el buen liderazgo de Claudia en la conducción de Bogotá en uno de los periodos más difíciles, hoy lamento sus declaraciones con respecto a los migrantes venezolanos. No podemos, bajo ningún motivo, caer en expresiones que alimentan la xenofobia.

Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete a nuestro boletín