Distrito promete a comerciantes revisar opción de levantar la cuarentena el 24 de agosto

Fue el acuerdo logrado entre la secretaria de Gobierno y representantes de distintos sectores comerciales de las siete localidades que se encuentran en cuarentena estricta y que han generado protestas en desacuerdo con la medida adoptada.

El objetivo de los comerciantes era pedir que levantaran las restricciones a los establecimientos y negocios en las localidades de Puente Aranda, Santa Fe, Antonio Nariño, Teusaquillo, Chapinero, Usaquén y Candelaria, solicitud que por el momento fue descartada por la administración distrital.

Sin embargo, Luis Ernesto Gómez, secretario de gobierno se comprometió con los representantes de los comerciantes que la medida de aislamiento que rige en las siete localidades, será revisada el próximo 24 de agosto.

“El próximo 24 de agosto las autoridades se reunirán con el Ministerio de Salud, para determinar si se pueden o no levantar anticipadamente las restricciones que existen por la aplicación de la cuarentena”, aseguró Gómez.

En ese tiempo se revisarán los avances del contagio en cada una de las localidades, para revisar cuáles de ellas podrían tener un levantamiento anticipado de la cuarentena, indico el funcionario distrital.

Otro de los temas en la reunión fue la disipación de cualquier tipo de protestas, según manifestó el Secretario de Gobierno, en el diálogo con los comerciantes se acordó que ninguna manifestación o aglomeración puede mejorar la situación epidemiológica de las localidades, antes la agrava y genera mayor riesgo de contagio”.

Otro de los anuncios por parte del Distrito que se dio con los comerciantes fueron los primeros acuerdos para el modelo de alternancia económica que se aplicará entre septiembre y diciembre, en el marco de la reactivación.

“Estamos definiendo lo que será una ‘nueva normalidad’, en donde todos los sectores productivos podamos trabajar de manera repartida, algunos días lo harán unos y luego los otros», explicó Luis Ernesto Gómez.

Por su parte los comerciantes manifiestan que muchos establecimientos tuvieron que cerrar definitivamente por la crisis, o les ha tocado despedir o reducir personal en la mayoría de negocios pequeños y familiares de los que dependen cientos de personas.

Mientras que otros sectores comerciantes señalan que han gastado varios millones en la implementación de medidas y protocolos de seguridad precisamente para poder reabrir sus actividades y que no les parece justo o acorde que siga la cuarentena estricta, ante las perdidas millonarias que se han presentado.  

Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete a nuestro boletín