En dos semanas se sabrá resultado en contagios por indisciplina de hinchas durante final del fútbol colombiano.

A pesar de las medidas impuestas el domingo por el Distrito para evitar las aglomeraciones durante el desarrollo de la final del Fútbol Colombiano, la indisciplina reinó por parte de los aficionados tanto de Santa fe como del América de Cali.

Los hechos más notorios de violación de medidas de bioseguridad ocurrieron en las zonas cercanas al estadio con caravanas y en puntos de encuentro previamente convocados en cercanías a un centro comercial en la localidad de Teusaquillo y en el Parque Lourdes de Chapinero. En esos sitios se evidenciaron hinchas violando la ley seca, incumpliendo con el distanciamiento físico, sin tapabocas y usando indiscriminadamente pólvora, generando un riesgo de contagios del Covid-19.

A pesar de estos hechos el Distrito reportó que la jornada fue pacífica en términos generales, lamentando las aglomeraciones por parte de los hinchas.

“Logramos que la jornada transcurriera de forma pacífica sin riñas, ni hechos de violencia que lamentar. Sin embargo a pesar de los esfuerzos de desmontar varias de las convocatorias que se estaban presentando en distintos lugares de la ciudad y a pesar de que se logró reducir el número de personas que estaban llegando a los distintos puntos por la suspensión del sistema de transporte masivo, tuvimos aglomeraciones lamentables en Teusaquillo y Chapinero por parte de hinchas de América y Santa fe, aglomeraciones que en esta época de Coronavirus sin duda alguna representan un riesgo a la salud de todos”, señaló el Secretario de Gobierno Luis Ernesto Gómez.

Los datos entregados por la entidad fueron:

–         300 comparendos por incumplir las medidas del distrito

–         120 de estos comparendos fueron por violar el toque de queda entre la medianoche y la madrugada del lunes

–         60 armas blancas incautadas

–         2 lesionados por riñas

–         1 quemado por pólvora

–         10 intoxicados por la ingesta de alcohol adulterado.

Epidemiólogos atentos al desarrollo de la pandemia, advirtieron que por estos actos de indisciplina se podría presentar una ola de ‘supercontagios’ que puede poner en jaque el sistema hospitalario de la ciudad durante las próximas semanas.

Actualmente la ocupación en las Unidades de Cuidados Intensivos para atención de pacientes Covid en Bogotá registra un 71.2%.

Hoy precisamente la alcaldesa Claudia López aceptó que la ciudad atraviesa en estos momentos por el segundo pico de la pandemia, por lo que reiteró su llamado a no bajar la guardia y seguir con el cumplimiento de las medidas de autocuidado.

Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete a nuestro boletín