Seguridad ciudadana debe ser prioridad en la lucha contra la delincuencia: Claudia López

La preocupación de las autoridades encargadas de la seguridad en el país tras la pandemia del Covid-19, es el recrudecimiento de la acción violenta de las estructuras criminales.

A esa conclusión llegaron tras la Cumbre realizada por la Seguridad Ciudadana y la Vida, realizada en la Escuela de Cadetes de Policía General Santander, donde la alcaldesa Claudia López planteó que el principal desafío hoy es la seguridad ciudadana.

“Los alcaldes y gobernadores les hemos propuesto al ministro de Defensa y al General Jorge Luis Vargas que consideremos una acción más estructural, no solamente de contención en lo que hace falta de este año, sino que le demos por fin a la seguridad ciudadana el nivel de prioridad en la seguridad nacional que se necesita”, explicó la mandataria.

En ese sentido, expuso seis propuestas que fueron a los ministros del Interior y de Defensa, alcaldes y gobernadores del país y los comandantes de policía.

• Priorización y categorización de los grupos delincuenciales existentes en Bogotá con mayor afectación criminal.

• Coordinación para la investigación nacional e internacional contra los delitos y la criminalidad transnacional.

• Priorización para la contención del crimen organizado en Bogotá.

• Acción estratégica para la intervención estructural de los generadores y dinamizadores del delito.

• Coordinación de fiscales especializados contra el narcotráfico.

• Generación de mecanismos para la medición del impacto de las operaciones desarrolladas.

Sin embargo, una de las problemáticas es la falta de operatividad del aparato judicial del país, al dejar libre a los delincuentes. Por eso afirmó que se necesita un acompañamiento de la Rama Judicial a todo el esfuerzo que realizan la Policía Nacional y la Fiscalía General de la Nación.

“Necesitamos que las capturas se traduzcan en mayor judicialización, y que los criminales no vuelvan a quedar libres en la calle, sino que vayan a la cárcel”, indicó.

En Bogotá el 42% de las personas capturadas en flagrancia quedan libres por decisiones de jueces, mientras que el 17% quedan judicializadas en cárcel.

“Pero además los alcaldes y alcaldesas no podemos responder por las cárceles del país, si se incrementan las capturas, pero no los cupos carcelarios, entonces ¿a dónde van a ir los criminales?”, cuestionó López.

El Ministro de Defensa, Diego Molano señaló que redoblarán los esfuerzos para la captura de los integrantes de las organizaciones criminales que atentan contra la tranquilidad y seguridad de los ciudadanos.

Añadió que en septiembre se pone a disposición en todas las ciudades 2.400 hombres de la Policía con especialización en policía judicial que saldrán a la calle a combatir organizaciones criminales, y 1.300 en el mes de diciembre.

El jefe de la cartera castrense invitó a los secretarios de seguridad, alcaldes, y gobernadores para integrar un fuerte equipo con la Fuerza Pública y trabajar sin tregua por la protección de todos los ciudadanos.

Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete a nuestro boletín