Vuelven los agentes de tránsito civiles a Bogotá

Tras varias décadas de haber dejado de funcionar en la ciudad, el Distrito revivió la figura de los agentes civiles de transito que estarán a cargo del control del tráfico de la ciudad.

El primer grupo de 150 agentes estarán a cargo del parqueo en vía que inició este martes en la localidad de Chapinero. Ellos serán los encargados de imponer las sanciones a los conductores que dejen sus vehículos en las zonas delimitadas y no realicen el pago respectivo.

El cuerpo de agentes no dependerá de la Policía de Tránsito, sino que serán parte del Distrito y podrán imponer comparendos y sanciones a los infractores de las normas de tránsito.

“Este es un proceso que hemos adelantado y ha sido muy extensivo, vimos más de 700 hojas de vida que aplicaron al concurso para poder tener a los agentes que estamos incorporando a la planta laboral”, señaló el Secretario de Movilidad, Nicolás Estupiñan.

Este proceso, establecido en la resolución 6781 del 20 de diciembre de 2019 del Ministerio de Defensa, estipula que se debe realizar el desmonte de la Policía de Tránsito en las vías de la ciudad, sin embargo se espera que este se desarrolle gradualmente.

“Vamos a mantener el próximo año el convenio con la Policía y tendremos los 300 guardias civiles, más los mil agentes que apoyarán las labores de control en las principales vías de la ciudad”, añadió Estupiñan.

Los agentes civiles estarán identificados con chaqueta azul oscura y señales reflectivas de tránsito y el respectivo número de identificación.

Este cuerpo de agentes no podrá adelantar labores de policía judicial y de criminalística en caso que se presenten siniestros donde debe actuar la Policía de Tránsito.

A pagar por parquear en vía

Con 1000 cupos de estacionamiento ubicados en el sector de Chicó Norte, localidad de Chapinero, inició la operación las zonas de parqueo pago, que busca contribuir con el ordenamiento del espacio público e incentivar el uso del transporte público y medios de transporte sostenibles.

La primera zona funcionará entre las calles 76 y 94 y entre la autopista norte y la carrera 11 con 1000 cupos y progresivamente se incorporarán nuevas zonas en diferentes puntos de la ciudad con la proyección de habilitar en total 13 mil cupos de estacionamiento al finalizar el 2022.

El cobro se realizará por fracción de 30 minutos y de manera anticipada, y varía de acuerdo con el tiempo de permanencia en el estacionamiento y el tipo de vehículo.

Los automóviles pagarán una tarifa de $3000 por fracción de 30 minutos, si el tiempo de parqueo no supera las dos horas, pero si las supera pagarán $4600 por fracción de 30 minutos.

En el caso de las motos, la tarifa es de $2100 por fracción de 30 minutos en caso de no superar las dos horas, al superar este tiempo la tarifa es de $3200 por fracción de 30 minutos.

El pago se podrá hacer a través de la app Zona de Parqueo Pago que el usuario deberá descargar en el celular, o directamente en efectivo con el facilitador que estará debidamente identificado con una chaqueta del programa y el logo de la Terminal de Transportes.

Si el conductor se pasa del tiempo pagado en la zona de parqueo, habrá un tiempo de gracia de 30 minutos para que llegue y resuelva la situación. En caso de que no se presente, se procederá a instalar el cepo en la llanta del vehículo.

Para retirar el cepo, el conductor debe pagar una sanción de $90.000 para automóviles y de $63.000 para las motos, más el tiempo de estacionamiento pendiente.

El horario será inicialmente de lunes a viernes de 9:00 de la mañana a 6:00 de la tarde y los sábados de 10:00 de la mañana a 4:00 de la tarde. Los domingos y festivos o en horas diferentes a las del horario de servicio, el estacionamiento en estas zonas no genera cobro y los ciudadanos podrán parquear sin que esto acarree multa de tránsito.

Las zonas de parqueo en vía estarán a cargo de la Terminal de Transporte de Bogotá.

Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete a nuestro boletín